Categorías
Africa Asia Espacio Mundo Tecnología

Las mejores fotos del “anillo de fuego” el espectacular eclipse que se vio en Asia y África

Este fenómeno astronómico, que sólo se produce una o dos veces al año, empezó poco después de la salida del sol en el centro del continente africano, atravesando la República Democrática del Congo, Sudán del Sur y el norte de Etiopía. Luego avanzó hacia Asia y terminó en el océano Pacífico, en el sur de la isla de Guam, a las 09.32 GMT.Vista desde GandhinagarVista desde GandhinagarEclipse parcialEclipse parcial

Sólo el 2% de la superficie de la Tierra está afectado por la fase total del eclipse, y es lo que lo convierte en un fenómeno excepcional.Un hombre usa un telescopio para proyectar el fenómenoUn hombre usa un telescopio para proyectar el fenómenoPersonas miran el eclipse desde IsraelPersonas miran el eclipse desde IsraelVista desde JornalenVista desde Jornalen

Es menos espectacular que un eclipse total, donde el espacio que ocupa la Luna en el cielo corresponde exactamente al espacio que ocupa el Sol y provoca la noche, como fue el de Chile, Argentina y Uruguay en julio de 2019.Niños usan lentes para ver el eclipse
Niños usan lentes para ver el eclipseUn hombre ve el eclipse desde su celular Un hombre ve el eclipse desde su celularNiñas observan el fenómeno desde Teherán Niñas observan el fenómeno desde TeheránEl eclipse casi total, desde Taiwán El eclipse casi total, desde TaiwánLas radiografías también son usadas para proteger la vista, en JordaniaLas radiografías también son usadas para proteger la vista, en JordaniaVista desde IsarelVista desde IsarelVista desde Nueva DelhiVista desde Nueva DelhiEclipse parcial Eclipse parcialEclipse parcial Eclipse parcialHombre ve el eclipse Hombre ve el eclipseVista parcial desde el Medio OrienteVista parcial desde el Medio OrienteVista desde Nueva DelhiVista desde Nueva DelhiVista desde el CairoVista desde el CairoVista desde el CairoVista desde el CairoVista desde el CairoVista desde el CairoVista parcial desde el CairoVista parcial desde el CairoAficionados a la astronomía, junto a modelos del Sol, la Luna y la Tierra en Jerusalén Aficionados a la astronomía, junto a modelos del Sol, la Luna y la Tierra en JerusalénNueva DelhiNueva DelhiUn cuervo se ve y de fondo el eclipse
Un cuervo se ve y de fondo el eclipseVista desde Jerusalén Vista desde JerusalénVista desde Medio OrienteVista desde Medio OrienteUn hombre mira el eclipse con lentes especiales de protecciónUn hombre mira el eclipse con lentes especiales de protecciónEl eclipse casi en su totalidadEl eclipse casi en su totalidadUna soldado mira desde un telescopio en IsraelUna soldado mira desde un telescopio en IsraelEl eclipse detrás de las nubes El eclipse detrás de las nubesPersonas ven el eclipse con lentes Personas ven el eclipse con lentesUn niño mira desde un cascoUn niño mira desde un casco

MÁS SOBRE ESTOS TEMAS:

Todo lo que hay que saber sobre el espectacular eclipse “anillo de fuego” que cubrirá el cielo esta noche

Categorías
Africa Americas Asia Mundo

¿Son iguales las plagas de langosta en África, Asia y América Latina?

Las imágenes de las plagas de langostas que azotan África oriental, Oriente Medio, el sur de Asia y el norte de la Argentina son aterradoras: millones de insectos se apoderan de los árboles y devoran todo lo que ven a su paso. ¿Qué tienen en común, después de todo, estos fenómenos? ¿Están las langostas invadiendo el hemisferio sur?

Una ojeada a los libros de historia muestra que las nubes de langostas son más antiguas de lo que podemos pensar. “Cabe señalar que desde los primeros tiempos, se han multiplicado. El saltamontes del desierto de África ha sido documentado desde la época de los faraones de Egipto. Invasiones como las que vemos hoy en día son naturalmente normales en ese ambiente”, observa el investigador francés Cyril Piou, experto en el control de la población de insectos en el Centro de Cooperación Internacional en Investigación Agronómica para el Desarrollo (Cirad). “De manera similar, en Argentina, hay registros de problemas con langostas desde la colonización del país. Por ello, la Argentina ha desarrollado un servicio de protección de cultivos para prevenir la especie”.

En los tres continentes, son los saltamontes del tipo Schistocerca los que asustan a los agricultores. En América del Sur, la especie cancellata se conoce como migratoria. “Son especies muy especializadas en desarrollarse solitariamente en ambientes desérticos. Viven en baja densidad, pocos por kilómetro cuadrado”, explica Piou. “Pero cuando las buenas condiciones favorecen la multiplicación de la población, se produce un cambio de comportamiento. Pasan de la fase solitaria a lo que llamamos la fase gregaria”.PlayNube de langostas

¿Coincidencia?

Ahí es donde entra el problema. Con un clima lluvioso, estas pocas langostas se convierten rápidamente en una plaga si no se controlan con pesticidas. Eso es lo que ocurrió, casi al mismo tiempo, en los tres continentes, una situación que, en los países más pobres, amenaza la seguridad alimentaria en un contexto ya debilitado por la pandemia de Covid-19.

Keith Cressman, investigador principal de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), uno de los principales expertos mundiales en langostas del desierto, dice que es “una coincidencia” que el fenómeno se repita en tantos lugares, prácticamente al mismo tiempo.

Las lluvias favorables a menudo ocurren en diferentes partes del mundo al mismo tiempo. Y esto acaba de suceder en partes donde a las langostas les gusta estar presentes”, señala Cressman. “Reaccionan muy bien a las lluvias, que proporcionan al suelo la humedad necesaria para sus huevos y para el crecimiento de la vegetación, que les aporta su alimento y sus escondites”.

Los expertos señalan que, en el caso africano, fue la aparición de ciclones repetidos lo que favoreció la multiplicación del insecto. En América del Sur, el investigador francés dice que aparentemente hubo fallas en la vigilancia de la población.

“Creo que se debe principalmente a una disminución de la vigilancia. El mejor método para controlar estas langostas es la prevención. Tenemos que identificar las langostas solitarias y observar cuando empiezan a cambiar de fase y en ese momento podemos tratarlas a pequeña escala, con mucho menos productos químicos. Incluso los pesticidas orgánicos pueden funcionar bien”, dice Piou. “Este método siempre ha funcionado muy bien en América del Sur: el sistema de Argentina fue el mejor del mundo para hacer este tipo de prevención”.PlayLangostas en Santa Fe

El cambio climático puede aumentar la recurrencia de las plagas

Los dos investigadores también tienen reservas sobre el papel del cambio climático en la aparición de nubes de langosta, que, como muestran los registros, es milenaria. Sin embargo, el aumento de los fenómenos naturales extremos, como los ciclones, puede llevar a los países a tener que hacer frente al problema cada vez con más frecuencia.

“Independientemente de la razón, ya sea el cambio climático o una anomalía del clima durante un cierto período, algo está cambiando. Si sigue repitiéndose y tenemos más ciclones en el futuro, afectará al saltamontes del desierto en África oriental: habrá más nubes como las de este año”, dice el experto de la FAO.

En este contexto, Cressman señala que los desequilibrios ambientales causados por la devastación de los bosques podrían hacer que el Brasil sufra una infestación de langostas. “Cuando cambias el medio ambiente, ya sea por la deforestación, o por la apertura de un canal o la plantación en una zona desértica, cambias el hábitat de los seres vivos – y puedes crear nuevos hábitats que ni siquiera imaginabas. Estos cambios, por supuesto, incluyen las langostas”, enfatiza. “En el caso de la deforestación, se abren grandes áreas abiertas – y es allí a donde a las langostas les gusta poner sus huevos”.

Categorías
Africa Americas Asia Europe Mundo

Así recibió el mundo el año nuevo 2021: videos y fotos desde todo el planeta

El mundo despide el año 2020, marcado por la pandemia del coronavirus, a la espera de que el 2021 sea el año que ponga fin a la enfermedad que causó más de 1.800.000 muertes.

Por ese motivo, las celebraciones se han visto restringidas en todo sentido, pero la esperanza generada por las vacunas ha reflotado al menos las ganas de despedir sin ninguna nostalgia a los 365 días pasados para confiar en un período de recuperación que se abre por delante.

Aquí, las mejores fotos y videos que llegan desde todo el planeta:

ValparaisoShips of the Chilean Navy decorated with lights as part of the New Year's Eve celebrations are reflected on a building, after Chile's Health Ministry canceled the traditional fireworks due to the outbreak of the coronavirus disease (COVID-19), in Valparaiso, Chile January 1, 2021. REUTERS/Rodrigo GarridoShips of the Chilean Navy decorated with lights as part of the New Year’s Eve celebrations are reflected on a building, after Chile’s Health Ministry canceled the traditional fireworks due to the outbreak of the coronavirus disease (COVID-19), in Valparaiso, Chile January 1, 2021. REUTERS/Rodrigo Garrido

Rio de JaneiroUna pareja contempla los fuegos artificiales conmemorativos del Año Nuevo en Copacabana, Brasil Una pareja contempla los fuegos artificiales conmemorativos del Año Nuevo en Copacabana, Brasil

Nueva YorkConfetti vuela alrededor de la esfera del reloj durante la cuenta regresiva en Times Square en el evento virtual de año nuevo luego del brote de coronavirus en Manhattan-Nueva YorkConfetti vuela alrededor de la esfera del reloj durante la cuenta regresiva en Times Square en el evento virtual de año nuevo luego del brote de coronavirus en Manhattan-Nueva York

LondresEspectáculo de luces sobre el río Támesis en Londres, Inglaterra (REUTERS/Simon Dawson)Espectáculo de luces sobre el río Támesis en Londres, Inglaterra (REUTERS/Simon Dawson)

AlemaniaLa Puerta de Brandenburgo en Berlín (John Macdougall/Pool via REUTERS)La Puerta de Brandenburgo en Berlín (John Macdougall/Pool via REUTERS)

EgiptoFuegos artificiales en el Río Nilo, Egipt (REUTERS/Mohamed Abd El Ghany)Fuegos artificiales en el Río Nilo, Egipt (REUTERS/Mohamed Abd El Ghany)

RusiaLos festejos en la Plaza Roja de Moscú, Rusia (REUTERS/Evgenia Novozhenina)Los festejos en la Plaza Roja de Moscú, Rusia (REUTERS/Evgenia Novozhenina)

Emiratos Árabes Unidos

La ciudad de Dubái concentró los festejos con un show de fuegos artificiales desde el edificio más alto del mundo, el Burj Khalifa.Fuegos artificiales brotando del edificio Burj Khalifa en Dubai el 31 de diciembre de 2020 (Reuters/ Ahmed Jadallah)Fuegos artificiales brotando del edificio Burj Khalifa en Dubai el 31 de diciembre de 2020 (Reuters/ Ahmed Jadallah)

Tailandia

En Bangkok hubo un importante espectáculo de fuegos artificiales pero casi sin personas en las calles debido a las restricciones por la pandemia de coronavirus.https://www.youtube.com/embed/V37l4shoPlY

Japón

En Tokio, cientos de personas se congregaron en el santuario Kanda Myojin para recibir la llegada de 2021.Tokio, Japón (Reuters/ Issei Kato)Tokio, Japón (Reuters/ Issei Kato)

Japón atraviesa un momento difícil en su lucha contra el coronavirus. En las últimas 24 horas, se reportaron 4.518 nuevos casos de COVID-19, la cifra más alta desde el inicio de la pandemia.Personas con mascarilla rezan por la llegada del nuevo año (Reuters/ Issei Kato)Personas con mascarilla rezan por la llegada del nuevo año (Reuters/ Issei Kato)

La fiesta de Kim Jong-un en Corea del Norte

El dictador montó una celebración multitudinaria con su habitual parafernalia de propaganda, a pesar de las restricciones que adoptó el resto del mundo debido a la pandemia de coronavirus.https://www.youtube.com/embed/9j4aeJbM4WQ

AustraliaAustralia recibió el 2021 con fuegos artificiales (Reuters/ Loren Elliott)Australia recibió el 2021 con fuegos artificiales (Reuters/ Loren Elliott)

Sídney fue sede del tradicional festejo de año nuevo con fuegos artificiales en el puerto y la Ópera.https://www.youtube.com/embed/N8OsOZy5_P4

Australia fue uno de los países que mejor gestionó la pandemia de coronavirus. Sin embargo, la nación oceánica recientemente decidió reforzar las medidas sanitarias para combatir la enfermedad, ya que se registraron seis nuevas infecciones en la ciudad de Melbourne, que llevaba 61 días sin contagios.Sídney, Australia. AAP Image for NSW Government/ Mick Tsikas/ Handout vía Reuters)Sídney, Australia. AAP Image for NSW Government/ Mick Tsikas/ Handout vía Reuters)

El país se caracteriza por sus grandes celebraciones, y las imágenes con fuegos artificiales desde el puerto de Sídney y la Ópera recorren el mundo al ser una de las primeras naciones en recibir el año nuevo por su huso horario.Un hombre con anteojos con forma de 2021 aguarda que comiencen los fuegos artificiales en el puerto de Sídney, Australia (Reuters/ Loren Elliott)Un hombre con anteojos con forma de 2021 aguarda que comiencen los fuegos artificiales en el puerto de Sídney, Australia (Reuters/ Loren Elliott)

Nueva ZelandaCelebraciones en Auckland, Nueva Zelanda (Michael Craig/ NZ Herald vía AP)Celebraciones en Auckland, Nueva Zelanda (Michael Craig/ NZ Herald vía AP)

Nueva Zelanda recibió la llegada del 2021 con fuegos artificiales desde la Sky Tower, en Auckland.https://www.youtube.com/embed/UfGZ3dVT6Gg

Sky Tower es una torre de telecomunicaciones y difusión de radio y televisión. Tiene 328 metros de altura y fue inaugurada en 1997.Fuegos artificiales desde la Sky Tower en Auckland, Nueva Zelanda (Michael Craig/ NZ Herald vía AP)Fuegos artificiales desde la Sky Tower en Auckland, Nueva Zelanda (Michael Craig/ NZ Herald vía AP)

La primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, consiguió la reelección este año, en gran parte, gracias a su manejo de la pandemia. En el país oceánico solo se registraron 2.162 casos de COVID-19. Su gestión le valió los elogios de distintas partes del mundo.Una niña con mascarilla espera la llegada del 2021 en Bangkok, Tailandia (Reuters/ Athit Perawongmetha)Una niña con mascarilla espera la llegada del 2021 en Bangkok, Tailandia (Reuters/ Athit Perawongmetha)Un peluquero diseña un corte para un cliente que espera con ansias la llegada del 2021 en Ahmedabad, India (Reuters/ Amit Dave)Un peluquero diseña un corte para un cliente que espera con ansias la llegada del 2021 en Ahmedabad, India (Reuters/ Amit Dave)En Pristina, capital de Kosovo, también se preparan para recibir el nuevo año (Armend NIMANI/ AFP)En Pristina, capital de Kosovo, también se preparan para recibir el nuevo año (Armend NIMANI/ AFP)El DJ francés David Guetta brindará un concierto en la pirámide del Museo de Louvre, en París, para celebrar el nuevo año (STEPHANE DE SAKUTIN/ AFP)El DJ francés David Guetta brindará un concierto en la pirámide del Museo de Louvre, en París, para celebrar el nuevo año (STEPHANE DE SAKUTIN/ AFP)Moscú, Rusia (AP/Pavel Golovkin)Moscú, Rusia (AP/Pavel Golovkin)Budapest, Hungría (ATTILA KISBENEDEK/ AFP)Budapest, Hungría (ATTILA KISBENEDEK/ AFP)La gente sostiene pancartas y globos que forman el número 2021 durante las celebraciones del Año Nuevo en Amritsar, India (NARINDER NANU/ AFP)La gente sostiene pancartas y globos que forman el número 2021 durante las celebraciones del Año Nuevo en Amritsar, India (NARINDER NANU/ AFP)

Categorías
Asia Inspiración de Vida Mundo

La tailandesa Supinya Junsuta, premio Icono de Asia de los «50 Best»

La chef de 76 años, que en 2018 ya obtuvo una estrella Michelin -la primera para un restaurante callejero tailandés-, recibirá una mención cuando, en un evento virtual el próximo 25 de marzo, se anuncien los 50 mejores restaurantes de Asia de este año.
El premio Icono, el primero de los que la organización revela con antelación a la gala principal, es votado por expertos gastrónomos de todo el continente y, en el pasado, lo han ganado reconocidos maestros como los japoneses Seiji Yamamoto y Yoshihiro Murata.
«Me siento sorprendida y honrada al mismo tiempo», declara en el comunicado la galardonada, apodada «Jay Fai».
En la nota, se recuerda la trayectoria de más de cuarenta años de la carismática cocinera, que ha convertido su restaurante Raan Jay Fai en un lugar de peregrinaje para cualquier amante de la gastronomía que visite la capital tailandesa.
«Jay Fai» se enorgullece de utilizar siempre ingredientes muy frescos y sus especialidades son, entre otras, su tortilla de cangrejo o sus fideos con marisco, indica el comunicado.

Categorías
Africa Mundo

África.- El ciclón ‘Eloise’ deja 21 muertos y más de 270.000 afectados a su paso por el sur de África

Naciones Unidas estima que más de 270.000 personas se han visto afectadas por el paso del ciclón ‘Eloise’ por el sur de África, cuyo rastro ha dejado 21 fallecidos y la amenaza de la aparición de brotes de cólera por las inundaciones, así como de escasez de alimentos dada la destrucción que ha provocado en decenas de miles de hectáreas de cultivos.

Según las estimaciones de la Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA), Mozambique ha sido, con creces, el país más afectado. Allí han muerto once personas y otras 267.289 han recibido de una forma u otra el impacto del ciclón. En Zimbabue han muerto otras tres personas y más de 1.000 se han visto afectadas; las mismas, aproximadamente, que en la pequeña nación de Esuatini, la antigua Suazilandia, donde han muerto otras cuatro.

También se tiene constancia de dos fallecidos en Sudáfrica y otro en Madagascar, de acuerdo con el balance de la OCHA, recogido a partir de las autoridades de los respectivos países.

La OCHA alerta de que, aunque el daño causado por el ‘Eloise’ es sustancialmente menor que el provocado hace casi dos años por el ciclón tropical ‘Idai’, no hay que desdeñar la destrucción provocada en los países afectados. Solo en Mozambique, al menos 20.500 hogares han quedado destruidos, dañados o inundados, y más de 90.000 niños necesitarán ayuda humanitaria en las próximas semanas, según el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF).

El daño en las cosechas es considerable: más de 177.000 hectáreas se encuentran inundadas, con el consiguiente peligro para los cultivos del año que viene y la seguridad alimentaria en los meses subsiguientes.

PERSISTE LA LLUVIA, AMENAZA EL CÓLERA

Desde el jueves se han registrado lluvias moderadas en todo Mozambique, especialmente en la cuenca del río Maputo. Se prevé que los niveles de agua de los ríos fluctúen en las próximas 72 horas en la cuenca del Maputo, el Limpopo el Save y el Pungwe, según el Dirección Nacional de Gestión de Recursos Hídricos (DNGRH).

Esta circunstancia, que se repite en el resto de países afectados, hace temer la aparición de brotes de cólera y otras enfermedades propias de esta clase de catástrofes. En Zimbabue, por ejemplo, cientos de personas han tenido que ser evacuadas por el derrame de la presa de Tugwi Mukosi.

También en Sudáfrica se ha informado de «eventos climáticos severos» en el oeste del estado de Libre y en la provincia de Cabo Septentrional, que han provocado daños considerables en las carreteras, inundaciones generalizadas y evacuaciones de comunidades enteras.

Categorías
Africa Mundo

África.- La FAO avisa de que la falta de fondos podría mermar la respuesta a la plaga de langostas en el África oriental

Según un comunicado de la FAO, sin más financiación para combustible, tiempo de emisión y pilotos, las 28 aeronaves que sobrevuelan ahora los cielos para localizar y eliminar a las langostas del desierto podrían no seguir operando.

«La lucha contra la plaga de langostas que se ha congregado en África Oriental está en la actualidad completamente equipada y es capaz de contener, sofocar, y finalmente paliar este aumento que bate récords», ha declarado el director general adjunto del organismo, Laurent Thomas.

Asimismo, ha señalado que los gobiernos han «incrementado su capacidad en un tiempo récord» y ha incidido en que la plaga de langostas ha sido «tremendamente» reducida en «número y tamaño». «Existe una posibilidad real de que este incremento se acabe este año, pero los países necesitan ser capaces de continuar con lo que están haciendo, sin flaquear», ha agregado sobre el parón que se podría producir por la falta de financiación.

En concreto, la FAO ha cifrado en 33,8 millones de dólares la cantidad necesaria para mantener la respuesta hasta junio y ha urgido a sus socios a ayudar a la zona este de África y Yemen a superar la última fase de su maratón contra la langostas.

Un año después del inicio de la plaga de langostas, los países afectados, que en un primer momento no tenían capacidad para dar respuesta a una situación que no se había visto en los últimos 50 años, han enfrentado el azote por aire y por tierra con la ayuda de la FAO.

Según ha precisado el organismo, más de 1,5 millones de hectáreas de tierra han sido tratadas en África Oriental y en Yemen desde el inicio de la campaña para contener la plaga en enero de 2020, de modo que se ha podido ayudar a evitar pérdidas de 1.200 millones de dólares en cultivos y productos, salvaguardando los recursos de 28 millones de personas.

La langosta del desierto está considerada la especie migratoria más voraz del mundo: un ejemplar adulto puede consumir casi su propio peso en comida en un día, lo que equivale a unos dos gramos. Un enjambre de 1 kilómetro cuadrado tiene unos 40 millones de insectos capaces de comerse en un día lo mismo que unas 35.000 personas.

Categorías
Africa Deportes Fútbol Inspiración de Vida Mundo

Engaño, coraje y solidaridad: una historia de migración y fútbol en Africa

Originario de Bingerville, un suburbio colonial del extrarradio de Adbidjan en el que nacieron futbolistas excelsos como Eric Bailly, central del Manchester United o Didier Drogba, uno de los mejores delanteros africanos de todos los tiempos, Mousa comenzó a destacar en el patio de la escuela, primero, y en la academia del barrio después, antes de trasladarse a Ghana.
Enrolado en la academia Future Stars FC, una de las más prestigiosas de la ciudad de Takarodi, puerto industrial y una de las sedes de la Copa de África de Naciones (CAN) disputada en 2008, su habilidad en el regate, su potencia física y la personalidad despertaron el interés de uno de los muchos codiciosos ojeadores que patean el continente africano en un busca de un diamante que les haga ricos.
«Llegué a Túnez el 29 de enero de 2019 esto por medio de un agente de jugadores que me estafó y huyó. Me dejó solo», explica a Efe Mousa.
Abandonado, sin conocer a nadie en un país extraño, el primer retazo de solidaridad lo recibió de la amplia comunidad de africanos que de forma legal o ilegal habitan y trabajan en el servicio doméstico, la construcción o la jardinería en Túnez.
Gracias a su generosidad se pudo calzar unas botas de mercadillo, superar las pruebas de un pequeño club local -el Ras Jabel- y despertar la atención durante un partido de los técnicos del Esperance, uno de los clubes más importantes del continente.
«El Esperance estuvo realmente interesado en mí, porque soy un jugador polivalente, pero por edad tuve dificultades en avanzar a través de la cantera», agrega.
A ello se sumó una restrictiva ley en vigor en Túnez que impide que jugadores extranjeros, sean de la nacionalidad que sean, o incluso se hayan criado deportivamente en el país, puedan alcanzar la primera división nacional: para hacerlo deben de haber disputado antes un mínimo cinco partidos con la selección nacional, aunque haya sido en las categorías inferiores.
«El principal problema en Túnez es que existe una ley que impide a los extranjeros jugar la segunda división. Solo es posible hacerlo en primera, y para ello necesitas ser internacional», lamenta.
LARGA TRAVESIA DEL DESIERTO
Frenado en su progresión, engañado por su agente, solo y sin el dinero necesario para poder regresar a su país, Mousa quedó atrapado en el mismo laberinto administrativa salpicado de sobornos, precariedad y tristeza en el que penan miles de africanos.
Alquiló un pequeño cuarto en uno de los barrios más desfavorecidos del norte de la capital, se asomó a la redes sociales en busca de laborar como entrenador personal, y saltó de trabajo en trabajo informal pero sin descuidar los entrenamientos.
Cada mañana bajaba a la playa para mantener su tono físico y por la tarde, al caer el sol, vagaba entre pista y pista de fútbol ofreciéndose para jugar con antiguos profesionales ya retirados, o con grupos de aficionados con los que compartía la pasión por el fútbol.
Hace tres meses, comenzó a jugar cada lunes y cada jueves con un grupo de expatriados, diplomáticos, funcionario internacionales procedentes de Colombia, España, Estados Unidos, Francia, Alemania, Italia, Turquía y Palestina fundado hace cinco años por miembros de la embajada Argentina.
«Son como mi familia, me han ayudado, me han protegido y solo espero que Dios les proteja a ellos y les devuelva todo lo que han hecho por mí. No voy a defraudarlos. Me han salvado la vida», explica apenas dos horas antes de subir a un avión rumbo a Abidjan que hace solo un mes era para él un sueño, una simple quimera, pensar que lo pudiera tomar.
Fue su segundo retazo de solidaridad. Además de los cerca de 700 euros que costaba el billete, el visado de Mousa y afrontaba una multa cuantiosa que le podía llevar a la cárcel en caso de intentar salir del país. Cruzar la frontera suponía desembolsar otra pequeña fortuna.
UNA NUEVA OPORTUNIDAD
«Este grupo es más que un grupo, es una comunidad, y las conexiones son importantes. Todo lo que puedo decir es que valoro ese hecho y espero que nunca lo perdamos de vista, pase lo que pase dentro o fuera del campo. La gente puede ir y venir, pero la comunidad siempre estará aquí», explica Pierson Rancanelli, el alma en la nueva oportunidad de Mousa.
«Creo que hablo en nombre de todos en el grupo cuando digo que estamos muy emocionados de ver a dónde le lleva el futuro desde aquí. Le deseamos mucha suerte en las próximas semanas y en el inicio este nuevo viaje con Takoradi Future Stars FC», agrega.
Antes de viajar a Ghana, Mousa tiene aún un duro tramite que asumir en el barrio que le vio nacer y el seno de una familia rota a la que no abrazaba desde hacía tres años: a principios de enero falleció su padre, quien no pudo verle brillar en Europa como era su ilusión.
«Mi sueño es jugar al máximo nivel y convertirme en profesional. Soy hincha del Real Madrid y la Roma, pero el club de mis sueños es el Arsenal. Pero jugaré en el equipo que sea si Dios me bendice con esa oportunidad», insiste con su perenne sonrisa.
«No soy experto, pero creo que si tuviera un buen agente estaría en uno de los clubes más grandes, tipo Real Madrid, porque soy polivalente y puedo jugar cualquier puesto», agrega.
De momento, tiene también una oferta en firme para comenzar a entrenar con Sekondi Hasaacas F.C., equipo de la ciudad de Takoradi que disputa la primera división ghanesa. Un nuevo comienzo fruto de esa solidaridad ancestral que prende el alma del deporte rey.
Javier Martín

Categorías
Africa Mundo

La caza furtiva de rinocerontes disminuyó un 33 % en 2020 en Sudáfrica

La notable reducción se debe, en gran medida, a las «circunstancias extraordinarias» impuestas por la pandemia de covid-19, según detalló hoy el Ministerio en un comunicado.
Las restricciones a la movilidad para combatir la expansión del coronavirus limitaron también el acceso y los desplazamientos de los furtivos, que persiguen a esta especie gravemente amenazada por sus cuernos.
A pesar de esta excepcionalidad derivada de la pandemia, los datos confirman una tendencia de disminución de las muertes que Sudáfrica ha logrado mantener ya durante seis años.
«Tras diez años de implementación de varias estrategias para combatir la caza de los furtivos locales, que son reclutados y gestionados por sindicatos del crimen, Sudáfrica ha logrado parar la escalada de pérdidas de rinocerontes», celebró hoy el Ministerio de Medioambiente sudafricano.
«Aunque este éxito debe celebrarse como una victoria moderada, no podemos volvernos autocomplacientes mientras la creciente demanda (de cuerno de rinoceronte) en los países consumidores asegure un lucrativo mercado negro», puntualiza en el comunicado la cartera que dirige la ministra Barbara Creecy.
La mayor parte de los ejemplares muertos (245, un 62 % del total de las bajas del país) se dieron, como es habitual, en el parque nacional Kruger (noreste), una de las mayores reservas naturales de África y hogar de la mayor parte de la población sudafricana de rinocerontes.
Al respecto, el Fondo para el Bienestar Animal (IFAW, por sus siglas en inglés) señaló este lunes que el elevado número de ejemplares cazados en el Kruger es «preocupante», si bien aplaudió también la labor de protección realizada y, en especial, la de los guardas que trabajaron en primera línea durante 2020.
«Combatir los crímenes de la fauna es duro, peligroso y amenazador para la propia vida, y adoptar una acción unificada muestra que la batalla contra la caza furtiva de rinocerontes se puede ganar», resaltó Neil Greenwood, director regional de IFAW, en un comunicado tras la publicación de los datos sudafricanos.
El descenso de las muertes en los últimos dos años parece haber dado la vuelta, por fin, a la grave tendencia de explosión de la caza furtiva que se había registrado en la última década y que ponía en serio peligro la supervivencia de la especie a medio plazo.
Concretamente, las alarmas empezaron a sonar en 2008 -en 2007 solo habían muerto 13- y poco después, en el 2014, se alcanzaron las cifras más preocupantes, con 1.215 rinocerontes cazados.
Los furtivos buscan sus cuernos, que se venden sobre todo en los mercados asiáticos, donde se le atribuyen propiedades curativas y afrodisíacas.
En el mercado negro, el cuerno alcanza valores de entre 60.000 y 80.000 dólares por kilo.
En Sudáfrica se estima que viven unos 20.000 ejemplares, lo que supone de lejos la mayor colonia de estos animales en el mundo.

Categorías
Africa Investigaciones Mundo

Proteínas permiten rastrear el consumo de leche en la antigüedad en África

Gracias a la proteómica, que permite analizar pequeños trozos de proteínas conservadas en materiales antiguos, los arqueólogos han podido estudiar proteínas específicas de la leche acumuladas en el cálculo dental o sarro, que se forma cuando la placa no se elimina de manera efectiva y acaba calcificada con el tiempo.
En la antigüedad -al no haber cepillos de dientes-, las personas desarrollaban mucho sarro que, ahora, es una mina de oro de información sobre las dietas antiguas, ya que la placa a menudo atrapaba las proteínas de los alimentos y las conservaba durante miles de años.
El estudio, publicado hoy en Nature Communications, ha sido liderado por investigadores del Instituto Max Planck para la Ciencia de la Historia de la Humanidad de Jena (Alemania) y de los Museos Nacionales de Kenia (NMK) de Nairobi (Kenia).
El equipo analizó el cálculo dental de 41 individuos adultos de 13 antiguos yacimientos de pastores excavados en Sudán y Kenia y recuperó las proteínas de la leche de 8 individuos.
«Algunas estaban tan bien conservadas que fue posible determinar de qué especie animal procedía la leche. Y otras tenían muchos miles de años, lo que apunta a una larga historia de consumo de leche en el continente», afirma la autora principal, Madeleine Bleasdale.
Las primeras proteínas lácteas halladas del estudio se identificaron en Kadruka 21, un cementerio de Sudán de hace unos 6.000 años.
Además, en el cálculo dental de otro individuo del cementerio adyacente de Kadruka 1, de hace aproximadamente 4.000 años, los investigadores también identificaron proteínas específicas de leche de cabra, que es «la primera prueba directa hasta la fecha del consumo de leche de cabra en África», comenta Bleasdale.
«Es probable que las cabras y las ovejas fueran fuentes importantes de leche para las primeras comunidades de pastores en entornos más áridos».
El equipo también descubrió proteínas lácteas en el cálculo de un individuo de la colina de Lukenya, un antiguo yacimiento de pastores del sur de Kenia de hace entre 3.600 y 3.200 años.
La investigación también analizó la singular evolución de la persistencia de la lactasa en África, un aspecto vital para entender cómo los genes y la cultura pueden evolucionar juntos.
Normalmente, la lactasa -una enzima necesaria para que el organismo digiera la leche- desaparece después de la infancia, pero en algunas personas su producción persiste hasta la edad adulta; en otras palabras, estos individuos tienen «persistencia de lactasa».
En los europeos hay una mutación principal relacionada con la persistencia de la lactasa, pero en diferentes poblaciones de África hay hasta cuatro, una diferencia que los biólogos no sabían explicar.
Sin embargo, al combinar los hallazgos de los individuos antiguos que bebían leche con los datos genéticos obtenidos de algunos de los antiguos individuos africanos, los investigadores determinaron que los primeros bebedores de leche del continente carecían de la adaptación genética que apoya el consumo de leche en la edad adulta.
Para los autores del estudio, esto sugiere que el consumo de leche creó las condiciones que favorecieron la aparición y propagación de la persistencia de la lactasa en las poblaciones africanas, «un maravilloso ejemplo de cómo la cultura humana ha remodelado -a lo largo de miles de años- la biología humana», destaca la directora del Max Planck, Nicole Boivin.
Pero, ¿cómo es que la gente de África bebía leche sin la enzima necesaria para digerirla? La respuesta puede estar en la fermentación: los productos lácteos, como el yogur, tienen un menor contenido en lactosa que la leche fresca, por lo que los primeros pastores podrían haber procesado la leche para obtener productos lácteos más fáciles de digerir, concluye el estudio.

Categorías
Africa Mundo

Dormían en una carpa, un león los atacó, y por poco los mata: la pesadilla de una pareja francesa en un safari en África

Para Brigitte Fourgeaud es imposible borrar ese recuerdo que la acecha en los momentos menos pensados sobre aquella noche en Tanzania cuando el olfateó de un león en la espalda la despertó. El enorme felino macho había ingresado a la carpa donde ella y su esposo Patrick, 64 años, dormían.

Tal vez por un instante pensó que era una pesadilla, pero no: el león se abalanzó sobre su marido, le mordió el brazo y le arrancó un enorme pedazo de carne. La pareja luchó contra el animal, o al menos lo intentaron, con algo de fortuna, porque pudieron sobrevivir para contar la historia.

Por lo ocurrido, la pareja de franceses denunció a una compañía británica de viajes que organizó el safari en el Parque Nacional Ruaha.

Nunca olvidaré el momento en que me desperté y vi al león allí”, dijo Brigitte, de 63 años. “Pensé que ambos íbamos a morir. Ese ataque permanecerá conmigo por el resto de mi vida”.

“Nada cambiará lo que hemos pasado, pero ambos creemos que se podría haber hecho más para prevenir lo que sucedió. Ambos queremos asegurarnos de que esto no les vuelva a pasar a otros turistas“, añadió la mujer.Una manada de leones en un parque en África (Reuters/ Tim Cocks)Una manada de leones en un parque en África (Reuters/ Tim Cocks)

Patrick, que reside en el sur de Francia, ha recibido quince cirugías en el brazo, y sin embargo no ha podido recuperar el movimiento. Por esta razón llevó su caso hasta una corte en el Reino Unido. La empresa que contrató, alega, tiene que hacerse responsable, informó el diario británico The Times.

El francés quiere que las compañías de turismo que ofrecen safaris brinden todas las medidas de protección necesarias y que a otras personas no les ocurra lo mismo que a ellos. “No queremos que esto le pase a nadie”, dijo.

El hecho ocurrió en 2015, pero apenas este año el caso avanzó en una corte británica, y tanto la prensa de ese país como la de Francia revivió la historia de la pareja. Ahora, la empresa de turismo y las víctimas llegaron recientemente a un acuerdo.

“Dormíamos en la carpa durante un safari fotográfico”, contó Patrick. “Una noche un león rompió la carpa y entró. Jugó con mi esposa como hacen los grandes felinos, la empujó con el hocico. Luego hizo como hacen los gatos, (balanceándose) de una pata a la otra, de una a la otra”, agregó.

Patrick no se movió e intentó mantener la calma. El león se acercó a él y lo tocó con su melena. Luego se levantó y se encontró frente a la enorme boca del felino.El brazo de PatrickEl brazo de Patrick

“Quería sacar mi cara, y en ese momento grité como una bestia, un grito bastante horrible, al parecer. El león se movió un poco hacia atrás, luego se abalanzó, y me mordió el brazo mientras me jalaba hacia él. También me mordió la cara“, dijo el francés.

El león le había arrancado el brazo “desde el hombro hasta el antebrazo. Solo quedaba el hueso“.

La pareja asegura que el ataque ocurrió porque no había nadie afuera custodiando la carpa.

“El guía, que tenía un gran conocimiento de fauna animal, era muy joven. Pensamos que había vigilancia, pero no, no había nadie. El guía era la única persona con un arma, y se había quedado dormido en su tienda”, dijo el francés.La pareja francesa en ÁfricaLa pareja francesa en África

Tras una serie de operaciones, los cirujanos trataron de reconstruir el brazo usando piel, grasa, músculos y vasos sanguíneos de la parte superior de la espalda de Patrick. Sin embargo, por su edad, esa carne y esos tejidos no están funcionando como deberían. “Es inútil”, dijo.

“Nos despertamos una mañana y nos dijimos que no era posible. No podíamos quedarnos así. Nunca podrán repararme y permitirme vivir con normalidad, así que me dije que teníamos que encontrar una solución para que esto no volviera a suceder“, contó el francés sobre el momento en que se decidió emprender acciones legales contra la compañía de turismo.

No obstante, la empresa negó su responsabilidad en los hechos ocurridos en agosto de 2015, pero aceptó pagar por los daños ocasionados, y así poder poner fin al conflicto en enero de 2021. La pareja pidió casi 300.000 dólares por gastos hospitalarios y más de 400.000 por gastos legales.